Qué comer en Viena y dónde

Comidas tradicionales vienesas y restaurantes recomendados

 

Al viajar a una ciudad que queremos conocer a fondo, dos de las más grandes preocupaciones son qué lugares visitar y qué comer. En este artículo te cuento qué comer en Viena. Te presento la selección de platos más típicos de Austria con sus nombres en alemán para que puedas identificarlos fácilmente en el menú que tengas en tus manos, y para que vayas haciéndote a la idea de lo rico que vas a comer. Además te cuento dónde podés encontrar estos platos. En el post anterior te mostraba un itinerario completo para conocer Viena, y con este listado de qué comer en Viena y dónde, prácticamente ya vas a tener tu viaje a esta ciudad organizado.

 

 

Platos principales típicos de Viena

La selección más exquisita de platos vieneses. Si vas a probar algunas comidas en esta ciudad, que sea una de estas…

 

Wiener Schnitzel: Carne empanada que se sirve con ensalada de papa o papas fritas.. Es de los platos más típicos de Viena.

 

Würstel: Se trata de la tradicional salchicha de Viena, que se acompaña generlamente con sauerkraut (chucrut).

 

Selchfleisch: Es carne ahumada y cocida. Se sirve con sauerkraut (chucrut) y Semmelknödel.

 

Rindsuppe: Es sopa de carne de ternera. Realmente es exquisito.

 

Gulash: Es el típico estofado de carne sazonado con pimentón que se come en toda la zona del ex Imperio Austrohúngaro. Se come acompañado de Semmelknödel.

 

Tafelspitz: Es carne vacuna hervida en un caldo, con vino y especias. Se acompaña con puré de manzana.

 

Schweinsbraten: Son rodajas de cerdo asadas que se sirven con una salsa de estofado.

 

Tiroler Gröstl: Es un salteado de papas, jamón y cebolla. Se puede servir también con un huevo frito encima.

 

Käsespätzle: También llamado simplemente Spätzle. Es pasta de huevo preparada con queso, cebolla y manteca. Se come como plato principal o como acompañamiento de carnes. Es lo que comúnmente conocemos como fideos.

 

Beuschel: Es una salsa (ragú) de vísceras de vaca, cocida por varias horas. Se sirve con semmelknödel (albóndiga de pan y papa).

 

Kasnudeln: Pasta rellena de queso, similar a los ravioles.

 

Schinkenfleckerln: Es pasta con jamón y queso, armados y horneados con forma de budín.

 

Krautfleckerl: Es una mezcla de pasta (fideos) con queso y chucrut.

 

 

 

 

Guarniciones vienesas

Muchos de los platos anteriores, vienen acompañados por algo de esto…

 

Sauerkraut: También llamado chucrut. Es repollo tratado en un proceso de fermentación. Se sirve como guarnición con distintos platos.

 

Semmelknödel: Son bolas de masa hervidas que se sirven como guarnición junto a otros platos. También llamadas Knödeln.

 

 

 

Postres para probar en Viena

Como broche de oro después de probar algo de lo que te contaba más arriba…

 

Apfelstudel: Es el clásico pastel de manzana de la región.

 

Buchteln: Es una masa dulce que se rellena con mermelada.

 

Krapfen: Conocida en Latinoamérica como Berlinesa, es una masa dulce rellena de mermelada o crema pastelera.

 

Vanillekipferl: Galletas con forma de medialuna preparadas con esencia de vainilla, almendras y avellanas.

 

Sachertorte: La renombrada tarta Sacher. Es una tarta de chocolate y mermelada que fue preparada por primera vez por Franz Sacher, siendo aún un aprendiz. La receta fue un éxito. Eduard Sacher, hijo de Franz, popularizó este postre en el Hotel Sacher, del cual fue fundador. El Hotel Sacher sigue siendo el lugar recomendado para probarla.

 

Palatschinken: Son creps dulces que se sirven con mermelada y azúcar impalpable.

 

Salzburger Nockerl: Es un suflé de claras de huevo, vainilla y limón con una forma llamativa.

 

Wienerbrød: Es un pan dulce típico de Viena cuya forma varía según el gusto del pastelero. Puede llevar chocolate o azúcar glaseado.

 

Powidl: Típica mermelada vienesa de ciruelas.

 

Topfenstrudel: es una tarta strudel rellena de crema batida o queso quark, lo que le da una textura esponjosa.

 

Millirahmstrudel: También llamado milchrahmstrudel una tarta rellena de crema de leche.

 

Kaiserschmarn: Son trozos de crepe que se sirven con mermelada, compota de ciruela, manzana, almendras y/o pasas de uva, espolvoreados azúcar.

 

Germknöedel: Es una esfera de masa a base de leche y harina. Viene rellerna de mermelada y espolvoreada con semillas de amapola y azúcar impalpable. Se sirve con salsa de vainilla.

 

Marillenknödel : Es una albóndiga de masa dulce con relleno de damasco y cubierta de azucar.

 

 

 

Después de leer la extensa lista, te preguntarás dónde podés encontrar estas comidas. Te recomiendo estos restaurantes, en donde vas a poder probar los platos mencionados y otros no tan típicos.

 

Lugeck

Ubicado en zona céntrica de Viena, este restaurante es de los más recomendados de la ciudad. Se pueden probar los tradicionales wiener schnitzel, y la rindsuppe que sirven es riquísima.

 

Paul

Próximo al Stadtpark se encuentra este restaurante que es de los mejores de la ciudad. Los platos que ofrece no son exactamente los de esta lista, aunque algunos sí los vas a poder probar acá.

 

Der Wiener Deewan

Se trata de un restaurante paquistaní con la modalidad Pay as you wish. La comida que sirven no destaca por su presentación pero es sabrosa. Se sirven generalmente guisos y estofados. Una opción conveniente para alternar con otros restaurantes y poder abaratar costos.

 

Rosenberger

Es una gran cafetería y restaurante ideal para hacer una parada cerca del Palacio de Hofburg. La modalidad del lugar es auto service, y es una opción de calidad a precio conveniente.

 

Cafe Frauenhuber

Un café con mucha historia, el más antiguo de Viena. Las grandes figuras de la música, Mozart y Beethoven por ejemplo, presentaban sus obras en este café. Acá vas a poder probar algunos platos típicos, aunque el fuerte del lugar es la cafetería.

 

Wieden Bräu

Es un restaurante de precio moderado, con muchas opciones de comida y buena cerveza. Muy recomendable.

 

Gasthaus Kopp

Es un restaurante muy recomendado que se encuentra retirado del casco histórico de la ciudad, hacia el norte. Es un lugar muy recurrido y lo recomendable es reservar mesa antes de asistir.

 

Si querés experimentar algo diferente, existen además estos restaurantes exclusivos con vistas privilegiadas de la ciudad: Los restaurantes giratorios de la Torre del Danubio, y Sky Bar, ubicado en el piso más alto del edificio comercial Steffl.

 

 

Como verás, la cocina vienesa es bastante similar a la de Praga, ya que en todo el Imperio Austrohúngaro se comía más o menos lo mismo, adaptado al lugar particular.

Viena es una ciudad hermosa desde lo visual y además se puede apreciar con el gusto y el olfato. Tenés que probar sus comidas y te va a ser más fácil ahora que sabés qué comer en Viena y dónde.

 

Que tengas un excelente viaje!

 

You may also like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *